Sistema Cochlear™ Osia®

Un nuevo diseño del implante auditivo. El sistema Osia® de Cochlear™, discreto y cómodo, fue diseñado para funcionar junto a su cuerpo durante toda su vida.

Obtenga una guía gratuita
Una mujer desperezándose y mostrando una sonrisa

El sistema Osia® de Cochlear™ puede ayudarlo a escuchar lo mejor posible, incluso en situaciones de mucho ruido donde es posible que tenga más dificultades.

El sistema Osia consta de dos partes: el implante y el transductor (la parte que crea las vibraciones) que se encuentran bajo la piel y el procesador de sonido que se coloca fuera de la oreja.

El procesador de sonido Osia 2® y el implante Osia funcionan juntos para darle una experiencia auditiva mejorada. Es una solución auditiva potente a largo plazo con tecnología innovadora para adaptarse a usted y a su estilo de vida.

Obtenga más información sobre el sistema Osia y cómo aprovechar al máximo su audición.

 

Sistema Osia

«Desde el momento en que me puse mi Osia, pude oír en 360 grados de nuevo, algo que no pude hacer durante 23 años. Fue una experiencia muy emotiva, porque no me daba cuenta de lo que me estaba perdiendo».

- Doug, paciente que usa Osia®

Descargo de responsabilidades

Consulte a un profesional de la salud sobre los tratamientos para pérdida de la audición. Los resultados pueden variar, y un profesional de la salud le explicará los factores que podrían afectar el resultado. Lea siempre las instrucciones de uso. No todos los productos están disponibles en todos los países. Si desea obtener información sobre los productos, póngase en contacto con el representante local de Cochlear.

Las opiniones expresadas pertenecen a los individuos. Consulte a su profesional de la salud para determinar si es un candidato apto para la tecnología Cochlear.

Para consultar la lista completa de marcas comerciales de Cochlear, visite nuestra página de Condiciones de uso.

En Estados Unidos, el sistema Osia 2 está autorizado para niños de doce años de edad en adelante. En Canadá, el sistema Osia 2 está aprobado para niños de cinco años de edad en adelante.

Para obtener más información sobre la compatibilidad, visite www.cochlear.com/compatibility.